Autor: admin

Guía para informar sobre las agresiones sexuales

Guía para informar sobre las agresiones sexuales

Esta “Guía para informar sobre las agresiones sexuales” forma parte del trabajo “Mujeres valientes: por una nueva información sobre las violencias sexuales” llevado a cabo entre los años 2016 y 2018.

Este trabajo ha estado posible gracias a la colaboración de muchas mujeres que han sufrido agresiones sexuales; de expertas feministas; de profesionales del periodismo y de las entidades AADAS y Almena Cooperativa Feminista. También ha estado imprescindible el apoyo recibido por instituciones como el Ayuntamiento de Barcelona y el Instituto Catalán de las Mujeres, que han confiado en este proyecto y lo han hecho posible.

El documento que presentamos pretende ser un instrumento práctico para profesionales del periodismo y una herramienta útil para construir informaciones de calidad que cambien los imaginarios sexistas sobre las agresiones sexuales. Queremos ofrecer una nueva mirada que deje de culpabilizar a las mujeres y desresponsabilizarnos los agresores y que enmarque estas graves violencias dentro de la estructura social machista donde el poder se distribuye de manera desigual entre mujeres y hombres.

Las informaciones deben dejar de apoyar la función que realmente tienen las agresiones sexuales, que es atemorizar y mantener a las mujeres como subordinadas y no permitir el ejercicio de nuestra libertad.

Descargar la Guía para informar sobre las agresiones sexuales

Recomendaciones para informar sobre las agresiones sexuales

Estas recomendaciones son una herramienta de trabajo periodístico para informar sobre las agresiones sexuales desde una perspectiva feminista que cambie los imaginarios sexistas de estas graves violencias sexuales.

Las recomendaciones han sido elaboradas a partir del trabajo conjunto entre mujeres que han sufrido agresiones sexuales y profesionales del periodismo, con un objetivo ambicioso: transformar los discursos de los medios de comunicación para lograr un cambio del imaginario social sexista que continúa responsabilizando a las mujeres.

La voz y el conocimiento de las mujeres que han sufrido agresiones sexuales son el fundamento de estas recomendaciones. Por eso otorgamos al resultado toda la legitimidad para que pueda ser aplicado al tratamiento de cualquier información relacionada con las agresiones sexuales, independientemente de la persona que las haya sufrido.

Descargar Recomanacions per informar sobre les agressions sexuals

Este trabajo ha sido posible gracias a la colaboración de muchas mujeres que han sufrido agresiones sexuales; de expertas feministas; de profesionales del periodismo y de las entidades AADAS y Almena Cooperativa Feminista. También ha estado imprescindible el apoyo recibido por instituciones como el Ayuntamiento de Barcelona y el Instituto Català de las Mujeres, que han confiado en este proyecto y lo han hecho posible.

Recomendaciones para informar sobre agresiones sexuales

“Mujeres valientes”, un trabajo de investigación llevado a cabo durante dos años por Isabel Muntané, periodista y codirectora del Máster Género y Comunicación de la UAB, y Violeta García, psicóloga de la Asociación de Atención a Mujeres Agredidas Sexualmente (AADAS), ha culminado en las primeras Recomendaciones para informar sobre agresiones sexuales en los medios de comunicación.

Esta herramienta se ha elaborado gracias al conocimiento y la experiencia de 20 mujeres que han sufrido agresiones sexuales y que se encuentran en diferentes momentos de su proceso de recuperación. Con ellas se han trabajado, de forma individual y en grupo, los discursos de informaciones sobre diferentes tipos de agressiones sexuales aparecidos en cuatro diarios de ámbito de Cataluña (El Periódico, el PuntAvui, el Ara, el País y La Vanguardia). También se ha hecho un trabajo conjunto con las mujeres y 11 periodistas de diferentes medios catalanes. Y se ha contado con la colaboración de un comité de expertas formado por Anna Celma, periodista; Montse Pineda, activista; Carla Vall, jurista y Júlia Vega, psicóloga. El trabajo se ha realizado gracias al apoyo económico del Ayuntamiento de Barcelona y la colaboración de las entidades Almena Cooperativa Feminista, AADAS, Fundació Surt y Creación Positiva.

Es la primera vez que mujeres que han sufrido agresiones sexuales y periodistas trabajan juntas para lograr un objetivo ambicioso de carácter social: transformar los discursos de los medios de comunicación para conseguir el cambio del imaginario social de estas graves violencias machistas. Un periodismo que contribuya a construir una sociedad libre de violencias sexuales y les otorgue la dimensión social y política que tienen.

Las recomendaciones, una herramienta práctica que explica qué hacer y cómo hacerlo, se organizan en tres ámbitos diferenciados aunque se interrelacionan y que el cambio de discurso debe incidir de forma transversal en todos ellos.

  • Como informar sobre las mujeres.
  • Como informar a los agresores y las agresiones sexuales.
  • Lenguaje fotográfico y audiovisual.

 

Descargar: Recomendaciones para informar sobre agresiones sexuales

 

 

Abierta la inscripción al Máster y Postgrado en Género y Comunicación para el curso 2018-2019

La UAB amplía la oferta de estudios superiores en Género y Comunicación para el curso 2018-2019 y ofrece la posibilidad de cursar Postgrado y Máster.


El Máster Género y Comunicación (GIC), impulsado por el Departamento de Medios, Comunicación y Cultura de la Facultad de Comunicación de la UAB, abre las inscripciones de la quinta edición para el curso 2018-2019. Y este curso se ofrece la primera edición del Postgrado en Género y Comunicación. Estos estudios, únicos en su especialidad en todo el Estado, vienen a llenar un vacío en la enseñanza superior.

El máster y el postgrado, coordinados por las profesoras Juana Gallego e Isabel Muntané, están pensados ​​para que periodistas, publicistas, graduados en comunicación audiovisual o en otras disciplinas afines (sociología, políticas, ciencias sociales o humanas) puedan profundizar en las cuestiones de género y todos los ámbitos de la comunicación, ya sea en la prensa escrita, la radio, la televisión, los gabinetes de prensa, las agencias de publicidad o las industrias culturales, con un especial interés en la comunicación en internet. También aborda los contextos sociales de la comunicación.

El Máster se estructura en 8 módulos, que en el caso de la Diplomatura son 5, con diferentes asignaturas teóricas y prácticas que van desde una panorámica general sobre qué se informó con perspectiva de género, pasando por los nuevos formatos comunicativos y las técnicas más innovadoras de la información y la comunicación con una visión no androcéntrica. Las personas que cursen el Postgrado y quieran acceder, en cursos académicos posteriores al Máster, deberán completar la formación de los 3 módulos restantes y el Trabajo Final del Master. Al mismo tiempo, se continuará ofreciendo la posibilidad de cursar módulos independientes a aquellas personas que así lo deseen.

A lo largo del curso se abordan los aspectos comunicativos en los ámbitos de la política, la economía o la cultura profundizando en diferentes sectores como son los guiones de cine y de series de televisión, el cómic o el circo, por poner unos ejemplos. También se trabajan nuevas maneras de comunicar problemas candentes de la sociedad actual como son la inmigración, el tráfico de personas, el hecho religioso, las minorías étnicas o el activismo social y sexual. El profesorado está formado por más de 40 personas, tanto del ámbito académico como del profesional, que garantiza una formación teórico-práctica que sirva a las personas que cursen este Máster y / o Diplomatura para su inserción en el pulmón laboral.

Las sesiones teóricas y prácticas de esta nueva edición se llevarán a cabo en el Pati Manning (Calle de Montalegre, 7, de Barcelona) gracias a un convenio de colaboración con la Diputación de Barcelona. el GIC también tiene acuerdos con el Instituto Catalán de las Mujeres (ICD), el Consejo del Audiovisual de Cataluña (CAC), el Instituto de Ciencias Políticas y Sociales (ICPS) y la revista Pikara Magazine.

Mujeres valientes. Por una nueva información sobre las violencias sexuales

“Mujeres valientes. Por una nueva información sobre las violencias sexuales” es el trabajo de investigación llevado a cabo por Isabel Muntané, codirectora del Máster Género y Comunicación de la UAB, y Violeta García, psicóloga de la Asociación de Atención a Mujeres Agredidas Sexualmente (AADAS). El trabajo da voz a mujeres que han sufrido violencias sexuales y que están en diferentes momentos del proceso de recuperación. Con ellas se han trabajado, de forma individual y en grupo, los discursos de informaciones sobre diferentes tipos de violencias sexuales aparecidos en cuatro diarios de ámbito de Cataluña (El Periódico, el PuntAvui, el ARA, El País y La Vanguardia) recogidas durante los primeros seis meses de 2016.

Las mujeres que han participado en el estudio han evidenciado como las informaciones las victimizan y responsabilizan sin tener en cuenta su vivencia y su palabra. Además, el trabajo ha hecho patente como los discursos periodísticos influencian sus procesos: incrementan el estado del malestar, provocan recaídas y dificultan la recuperación. Por todo ello, las mujeres que han participado del estudio hacen un llamamiento a ser escuchadas y se ofrecen a abrir un proceso dialogado y participativo para cambiar las construcciones sociales y el imaginario que los medios transmiten sobre las violencias sexuales.

El estudio ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Barcelona y el apoyo de la Diputación de Barcelona.

Más información aquí

2017_03_22_Dones Valentes a Observatori Noctambul@s_4

2017_03_22_Dones Valentes a Observatori Noctambul@s

Estudia periodismo feminista para unos medios igualitarios

Te ofrecemos una herramienta de transformación para construir una sociedad no discriminatoria que lucha contra el patriarcado y las violencias machistas.

La práctica de este periodismo feminista es la apuesta para unos medios con mayor rigor que no discriminen a una gran mayoría de la población y que pongan en valor otras formas de construir el mundo más allá de los mandatos culturales de la masculinidad y la feminidad derivados de la construcción del género.

Más información: master.gic@uab.cat

Mujeres refugiadas: invisibilizadas por los medios

Según ACNUR, más del 55% de las personas migradas que llegan a las costas griegas son mujeres y menores y cerca del 30% de solicitudes de asilo han sido hechas por mujeres.

La actual crisis humanitaria de los refugiados es la primera que se caracteriza porque la mayoría de traslados son de unidades familiares y no de una persona que luego pide reagrupamiento. Y en esta crisis las mujeres son protagonistas por qué son las que mantienen la dignidad familiar y las que también participan en actos de resistencia y de movilizaciones activas de queja contra el trato que reciben en los centros de refugiados. Ellas son las personas referentes que contrariamente a lo que está pasando con algunos hombres, no se permiten caer en el alcoholismo ni en la depresión.

Entonces, ¿por qué los medios de comunicación las invisibilizan? ¿Por qué cuando aparecen están marcadas por los estereotipos sexistas de vulnerabilidad? ¿Por qué los medios no hablan de las múltiples violencias machistas que sufren, durante el trayecto y en suelo europeo? ¿Por qué siempre las muestran relacionadas con criaturas o familia?

Estas y otras preguntas son las que contestaremos en la mesa redonda: Mujeres refugiadas: invisibilizadas por los medios.

En la mesa participarán:

  • Cristina Mas, periodista de la sección de Internacional de “ARA”
  • Montse Martínez, periodista de la sección de Internacional de “El Periódico”
  • Pascale Coissard, responsable de incidencia política y social del CCAR
  • Isabel Muntané, codirectora del Máster Género y Comunicación de la UAB
  • Y desde Idomeni conexión con Anna Palou, fotoperiodista de Stop Madre Mortum

Fecha: Lunes 9 de Mayo de 2016, a las 18.30h. Colegio de Periodistas (Rambla de Catalunya, 10)

Puede seguirse por streaming en: https://youtu.be/2WaFtiXLSsw

Abierta la inscripción al Máster Género y Comunicación para el curso 2016-2017

Se ha abierto el periodo de inscripción a la segunda edición del Máster Género y Comunicación (GiC) del Departamento de Medios, Comunicación y Cultura (UAB). Tras la buena acogida obtenida en la primera edición, que finalizará este mes de junio, el Máster ofrece una segunda edición renovada y ampliada.

El éxito de esta primera edición del Máster se debe al alumnado que se ha involucrado con ilusión y, sobre todo, a la dedicación e implicación del profesorado, más de cuarenta profesionales de diversas disciplinas que apuestan por construir una sociedad no sexista a través del periodismo feminista. El profesorado, proveniente de diferentes universidades catalanas y medios de comunicación, ha abordado multiplicidad de materias: periodismo de datos, nuevos formatos comunicativos, contextos sociales, islamofobia, inmigración o  publicidad. El Máster, el primero de estas características de toda España, ofrece un amplio abanico de temáticas con clases teóricas, prácticas y talleres monográficos.

Sus directoras, Isabel Muntané y Joana Gallego, hacen un balance muy positivo de la acogida que el Máster tiene en los medios de comunicación, la sociedad civil y el activismo feminista. Entre otros proyectos destacan la campaña de youtube !Cuidado! Puede que seas feminista y aún no lo sepas y la elaboración de una auditoría con perspectiva de género del peridódico Crític, el primer estudio de estas características que se realiza en Cataluña llevado a cabo por las alumnas del máster, bajo la coordinación de Isabel Muntané.

El Máster ha organizado actividades como las mesas de debate Feminismos los medios: sin complejos; Violencia machista: el abismo entre la realidad y los medios y Posmaschsimo, masculinidad y violencia en los medios en el Colegio de Periodistas de Catalunya con la presencia de Brigitte Vasallo, Rubén Sánchez, June Fernández, Carla Vall, Anna Celma Melero, Nieves Prado, Violeta García, Miguel Lorente, y Octavio Salazar, entre otros. El próximo mayo participará en la mesa: Mujeres refugiadas o la invisibilización en los medios, organizada por SICOM con la colaboración del GIC.

El Máster quiere ser un referente en el pensamiento crítico sobre la situación de desigualdad y múltiples discriminaciones que sufren las mujeres y todas las personas alejadas del referente masculino. El GiC también se construye como un eje dinamizador para el cambio social, razón por la que está en contacto con el tejido asociativo y con las entidades e instituciones comprometidas con la igualdad, como Pikara Magazine, el ICPS, el ICD, el CAC. En este sentido,  Joana Gallego e Isabel Muntané han participado activamente en charlas, seminarios o encuentros como Análisis del Conflicto del Congo; Reinas de qué? Mujeres y medios de comunicación; Sacamos las garras al machismo; Violencia machista y nuevas tecnologías del Congreso de Soberanía Tecnológica.

El Máster ha estado presente en la reunión de GAMAGEuropa, donde Isabel Muntané y María Serrano presentaron el estudio 8 de marzo: ¿dónde están las mujeres refugiadas en las comunicaciones de la UE?, y en la VI Encuentro Internacional de Periodistas con Visión de Género donde Isabel Muntané defendió la comunicación: Periodismo feminista: desmontando discursos desde la academia por una información no sexista.

8 de Marzo: ¿dónde están las mujeres refugiadas en la comunicación de la UE?

Maria Serrano e Isabel Muntané presentan un estudio en la reunión de GAMAG-Europa celebrada en Barcelona

Barcelona, 15 de abril de 2016 – El estudio  “8 de Marzo: ¿dónde están las mujeres refugiadas en la comunicación de la UE?” de Maria Serrano e Isabel Muntané, profesora y codirectora del GiC respectivamente, que fue presentado en la reunión de GAMAGEuropa del mes de abril,  denuncia la falta de visibilización de las mujeres refugiadas en las comunicaciones oficiales de diferentes instituciones europeas.

El estudio, que analiza las notas de prensa, las declaraciones institucionales y los perfiles de Facebook y Twiter del Parlamento Europeo, la Comisión Europea y el Consejo de la UE del día 8 de marzo de 2016, refleja la falta de sensibilidad de estas instituciones por las mujeres refugiadas, especialmente de la Comisión Europea y el Consejo que prácticamente no aparecen en sus comunicaciones.

La falta de atención del Consejo de la UE y de la Comisión Europea a las mujeres refugiadas en esta jornada no puede ser entendida como un olvido. El contexto lo hace imposible. Por tanto, es atribuible a una falta de sensibilidad y de responsabilidad de estas instituciones. Se puede observar cómo, incluso, estas instituciones llegan a hablar de la crisis de los refugiados y del Día Internacional de las Mujeres sin establecer ninguna conexión entre ambos fenómenos. Si bien las comunicaciones del Parlamento Europeo son ciertamente más sensibles a las mujeres refugiadas dedicándoles un portal que intenta visibilizar la situación que viven y los principales aspectos que contribuyen a hacerlas más vulnerables, la información es realmente mejorable. En ninguno de los documentos estudiados, aparece la voz de estas mujeres y aunque se intenta visibilizarlas el hecho de convertirlas en  protagonistas pasivas de la jornada no hace más que victimizarlas e infantilizarlas  en lugar de empoderarlas.

Otra de las conclusiones del análisis feminista del discurso determina como se continúan trasmitiendo todos los estereotipos sexistas. Así, las mujeres refugiadas son a menudo representadas en su papel de madres y cuidadoras. Hay poca información sobre el día a día de las mujeres refugiadas y de la fuerza y valentía que demuestran en su camino hacia Europa. Se dice que sufren el impacto de las violencias machistas y que tienen problemas específicos de salud, pero en la mayoría de las ocasiones no se entra en detalle.

En la información y la comunicación de las principales instituciones de la UE, especialmente en las del Consejo de la UE y de la Comisión Europea, se observa muy poca autocrítica (en el mejor de los casos) con respecto a la gestión de la crisis de los refugiados y refugiadas. En el contexto en que es aprobada el 8 de marzo, la resolución del Parlamento Europeo sobre la situación de las mujeres refugiadas y solicitantes de asilo parece más una declaración de buenas intenciones que un compromiso firme de mejora de la situación de los colectivos más vulnerables que requieren protección internacional.

En el marco del encuentro en Barcelona de GAMAGEuropa (Global Alliance for Media and Gender), se ha puesto de manifiesto la falta de visibilización de las mujeres refugiadas en las informaciones de esta crisis humanitaria así como la necesidad de cambiar los discursos que promueven la desigualdad y perpetúan la violencia machista. Las reuniones del GAMAGEuropa se han celebrado por primera vez en Barcelona y como encuentros previos al VI Encuentro Internacional de la Red Internacional de Periodistas con Visión de Género (RIPVG) que reunió, entre los días 14 y 17 de abril de 2016 en Barcelona, cerca de 100 periodistas de más de 30 países.

Si queréis disponer del estudio completo podéis escribirnos a master.gic@uab.cat

De la realidad a los medios

El pasado 25 de noviembre periodistas, abogadas y psicólogas debatieron en la UAB sobre la representación de las violencias machistas en los medios en la mesa “Violencia machista: el abismo entre la realidad y los medios” organizada por el Máster Género y Comunicación de la UAB.

Durante el debate se planteó como viven las mujeres las violencias machistas que sufren en los diferentes ámbitos de sus vidas  y cómo luego estas experiencias son expuestas por los medios de comunicación. Cuando una mujer es agredida sexualmente, la creencia que tienen sobre ellas mismas es de soledad, de impotencia y de aislamiento, según explica la psicóloga de la Associació Assistència Dones Agredides Sexualment (AADAS), Violeta García. Y estas creencias son potenciadas por los medios, que a la hora de tratar este tema lo hacen a partir de tópicos y clichés, buscando este tipo de testimonio a la hora de publicarlo. Lo único que se consigue es reforzar la idea de que las violencias machistas son algo íntimo y privado, que sólo afecta a quien la sufre.

Los medios de comunicación también no sólo obvian que las mujeres no están solas. También obvian que son capaces de defenderse, y que en muchos casos de agresión ellas han respondido. Las victimizan, las hacen débiles y pasivas. A los agresores, psicópatas agresivos, que seguramente tengan alguna enfermedad que pueda haberlo llevado a hacerlo. Los medios reproducen los roles de género, sin cuestionamiento ninguno. Se les olvida explicar también que sólo un 20% de las agresiones sexuales son cometidas por desconocidos. El resto vienen del entorno. Primer mito desmontado.

A por el segundo, las denuncias. Cuando se dice que solo un 18% de las mujeres había denunciado a su agresor, se la responsabiliza a ella en cierta manera de la agresión y se presentan las denuncias como método “súper efectivo”, explica Violeta García. La abogada de Dones Juristes, Carla Vall, explica por qué es un mito: no se denuncia por miedo al agresor. “Se les pide hacer de heroínas en el momento que corren más peligro, que es en el que deciden romper con el agresor”. De hecho, añade la periodista y directora de Píkara Magazine, June Fernández, “la agresión o la muerte de la mujer viene en muchos casos cuando consigue empoderarse y denunciar o separarse de su agresor”. Y lo tienen que hacer sin acompañamiento profesional, casi inexistente por la falta de recursos y de perspectiva de género entre quienes trabajan en los juzgados.

El desmontaje sigue. Pensar que las denuncias son rápidas y efectivas es ingenuo. Las mujeres que van a denunciar tienen que aguantar trámites largos y que en muchos casos acaban sin ninguna medida preventiva o resolución. Es difícil de creer, ya que desde los medios se nos habla siempre de la denuncia como herramienta casi única e infalible contra la violencia machista. Con cifras, las cosas siempre se ven diferentes. Carla Vall aporta datos: sólo un 30% de las órdenes de protección son estimadas y sólo uno de cada tres juicios acaba en condena. El resto, en absolución. No porque los agresores no sean culpables, si no por falta de pruebas. Esto tampoco se dice en los medios.

Empieza la crítica y la autocrítica. June Fernández, directora de la revista feminista Píkara, y la periodista del quincenal La Directa, Anna Celma, hacen un repaso de las malas prácticas en el oficio. Se cae siempre en la culpabilización de las víctimas y su marginalización tratando el caso como un hecho aislado, además de banalizarlo cuando se explica. Esta banalización se mezcla con el morbo de reproducir cómo fue la agresión o el asesinato. Es decir, en los titulares una mujer muere en vez de ser asesinada, pero en el cuerpo de la noticia está detallado – a veces al milímetro- cómo la mataron, ya que sólo leyendo la cabecera parecía que se había caído encima del cuchillo.

No hay duda que los medios, en general, reproducen el sistema patriarcal. Solo hace falta ver el lenguaje que utilizan a la hora de hablar de violencia machista, que es muy distinto al que se usa para escribir cuando una mujer mata a un hombre, por ejemplo. “Cuando un hombre asesina a una mujer, parece que hay sorpresa”, dice June Fernández. Y es que los medios refuerzan la creencia de que ésta violencia no es sistémica sino aislada: usan a familiares y vecinos como testimonios o ponen fotos de la pareja cuando explican el caso.

“Eso es una irresponsabilidad”, apunta Fernández. No se acuden a fuentes expertas que expliquen y pongan en contexto al público. Hasta ahora, los medios y periodistas se han ido justificando con el hecho de que no lo hacían de mala fe. Pero la omisión invisibiliza igual, desinforma. “Hay una falta de humanidad”.

También de empatía, ya sea entre las y los periodistas que cubren esta información con perspectiva de género, ya sea entre quien explica y quien ha sufrido violencia machista. Anna Celma explica esta falta de empatía con un ejemplo: nadie cuestionó el minuto de silencio por los atentados en París ni que salieran en las noticias todos los municipios que lo hicieron; con el minuto por las asesinadas fue diferente. “Se ve bien que se muestre un duelo público y su socialización por París, pero no se trata igual cuando va por las mujeres asesinadas”.

“Cualquier conflicto necesita estar enmarcado con un relato”, dice la periodista y codirectora del máster de Género y Comunicación (GiC), Joana Gallego. Y cuando se habla de violencia machista en los medios, como quedó evidenciado durante la mesa de debate, no hay relato. Se tratan como casos aislados, que sólo ocurren a un tipo de mujeres y por unas razones muy concretas y se circunscriben “al ámbito privado y así es imposible afrontar las violencias machistas como el problema estructural y político que en realidad es” añade Isabel Muntané, codirectora del GiC. Nada más lejos de la realidad. Si no somos capaces de definir este relato que permita circunscribir las violencias machistas como resultado de una estructura social, política y económica -y en el que los medios tienen un papel fundamental-, será difícil que la situación se afronte como una cuestión de Estado.

Desmontando mitos y sacando las vergüenzas al periodismo, la charla llega al final. Dos horas han sido suficientes para visibilizar los grandes problemas de los medios a la hora de transmitir la realidad sobre las violencias machistas. Es fácil analizar y tomar consciencia, lo difícil llega al entrar en la redacción y afrontar estas dinámicas de manera individual. Pero de ahí salieron profesionales termitas: personas que, una a una, van a ir abriendo agujeros en el sistema mediático. Y poco a poco, desgastando y agujereando, el sistema caerá.

Alumnes del GiC